Rosita_Correr En esta web os quiero hablar del running, moda y actualidad sobre el mundo que mas me apasiona, correr.

Runner por convencimiento
y ganas :)


#running #moda #rrss #viajes

Teoría de la fauna habitual de los gimnasios

magola%2520534 Teoría de la fauna habitual de los gimnasios

Hoy me gustaría compartir con vosotros mi teoría sobre la fauna habitual que podemos encontrarnos en los gimnasios. Porque pocas personas pueden decir que van al gimnasio, propiamente dicho, es decir a hacer lo que se va a hacer a un gimnasio. Cierto es que los gimnasios ya se han convertido también en …”club sociales” y que, en cierto modo, es comprensible, puesto que vas allí y no estamos solos y quieras o no tienes un mínimo contacto social, conoces gente, hablas, comentas si este ejercicio es mejor que el otro, que si te ha gustado la clase de ciclo de tal,….
Así que según mi propia experiencia, considero que los personajes de gimnasio que te puedes encontrar en algún momento del día, pueden ser:
1. El cachas: Imprescindible personaje en todo gimnasio que se precie, porque si no hay un cachas … vaya mierda de gimnasio, no?? El cachas tiene que estar, para lucirse y que quieras tener esos músculos que ni siquiera sabías que existían. Mientras tú coges tus pesas de 2 kilitos, él no para de montar pesas de 20, 10, 5, 2,5. Eso sí, siempre le verás con camisetas ajustaditas, de tiras, pantalones de flores… está claro que con tanto músculo ya no queda sitio para evitar el horterismo.
Y una clase especial de cachas son “los licrosos”, esos que además de cachas con camisetas de tiras, éstas son de una licra tan brillante que ni Laly Ruiz.
2. El primerizo: El primerizo es el que nada más entrar por la puerta del gimnasio ya tiene agujetas. Se apunta porque quiere ponerse en forma o tener algo de músculo. Miran todas las máquinas como…”y esto para qué?”. Son los que se ponen a correr en la cinta de correr con estilo “crazy frog”. Vienen a durar …. bueno apuntados pueden estar una eternidad pero ir lo que se dice ir … dos semanas.

25115610 Teoría de la fauna habitual de los gimnasios

Crazy frog

3. El monitor: La verdad es que como en todo hay monitores de todo tipo. Hay que reconocer que hay monitores bien preparados, que les preguntas cualquier cosa y te ayudan, te contestan. Son los que se dedican a eso porque realmente les gusta no porque no les quedó más remedio. Luego están los que pasean su cuerpo serrano por la sala, mirando de manera desafiante a los que estamos sudando la gota gorda y pensando para sí “ …si, si, haz pesas pero nunca estarás tan bueno como estoy yo.”

4. El flipado: El flipado es una posible variante de cachas (véase tipo 1), que se coloca sus pesas y se pone a hacer bíceps mirándose al espejo poniendo caras. El espejo es un elemento imprescindible y suele emitir sonidillos de esfuerzo para que la gente se dé cuenta de lo que le está costando tener ese cuerpo. Y se gusta… uummm!! Qué bueno me estoy poniendo!!

5. La tía buena: … pero la artificial…ehh, porque las auténticas no suelen ir a los gimnasios. Hablo de las que se han operado hasta las pestañas. Esas que empezando por el kilo de maquillaje que llevan en la cara (que ya me gustaría verlas a mi después de haber corrido en la cinta), entre el extraño recogido que se hacen para marcar sus facciones, y el mono tan ajustado con el que no pueden ni respirar porque se les saldrían … como a Sabrina bailando su “…boys, boys, boys..” Son fácilmente reconocibles, porque andan preguntando siempre al cachas o al monitor más guapo.

6. El salido: …qué asco!! No puedo con este espécimen, porque además está ya tan generalizado que te los encuentras de todas las edades. Los peores los de 45-50, que andan muy necesitados. Se les localiza fácilmente detrás del culo de alguna chica (esté buena o no, la cuestión es ver culo y tetas).

Y luego estamos los normales, bueno, eso creo yo. Los que vamos con el tiempo justo de hacer nuestra sesión de cardio o nuestra clase de spinning, unas pesillas, abdominales,…y que no buscamos modelitos especiales sino que pillamos un chándal o lo primero que pillemos en el armario.Seguro que conocéis alguna especie más ¡!!

One Comment

  • danzig666

    12/08/2009 at 3:16 pm

    Cierto como la vida misma… desde los 17 años llevo en los -asquerosos pero necesarios- gimnasios y toda esa fauna me la he ido encontrando en todos y cada uno de ellos.

    Menos mal que voy poco…

    Responder

Deja un comentario